Ciudadanía y desarrollo en América Latina: una propuesta de índices de inclusión e igualdad en perspectiva histórico-comparativa

Investigadores: Luciano Andrenacci y Micaela Díaz Rosáenz.
Duración: enero-diciembre 2019.

RESUMEN

El objetivo de este proyecto de investigación es poner a prueba una forma de medición comparativa, con perspectiva histórica (siglos XX-XXI), para los niveles de inclusión e igualdad socioeconómica, sociocultural y sociopolítica relativas de los Estados territoriales latinoamericanos. El fin de esta medición es la identificación de estructuras de largo plazo y coyunturas críticas en las consecuencias de los procesos de desarrollo latinoamericano.

Partiendo de una definición normativa de ciudadanía, compatible con el enfoque de desarrollo humano y operativizable para la investigación; y una perspectiva teórica, derivada de la historiografía, sobre estructuras de largo plazo y coyunturas críticas; se aspira a proponer:

(i) un índice de ciudadanía, resultado de la combinación simple de seis indicadores: inclusión socioeconómica relativa, igualdad socioeconómica relativa, inclusión sociocultural relativa, igualdad sociocultural relativa, inclusión sociopolítica relativa e igualdad sociopolítica relativa;

(ii) una imagen sincrónica de mediano plazo (2003-2018) de la situación contemporánea de dicho índice; y

(iii) una aproximación diacrónica de largo plazo (1918-2018) de su evolución.

El estudio considera 21 Estados territoriales (Argentina, Bolivia, Brasil, Chile, Colombia, Costa Rica, Cuba, Ecuador, El Salvador, Guatemala, Haití, Honduras, México, Nicaragua, Panamá, Paraguay, Perú, Puerto Rico, la República Dominicana, Uruguay y Venezuela).

El proyecto parte de la hipótesis de que, en perspectiva de largo plazo, los niveles de inclusión e igualdad de la ciudadanía en América Latina muestran una evolución positiva en estructuras largas entre coyunturas críticas. Se asume que, siguiendo la literatura historiográfica y de análisis empírico, los indicadores de inclusión deberían mostrar mejores resultados que los de igualdad, descubriendo el carácter resiliente de las desigualdades persistentes. Se supone, finalmente, que el uso de este índice de ciudadanía para la coyuntura del presente debería permitir una imagen heurística de desafíos pendientes para los modelos de desarrollo regionales.

Leer más sobre proyecto de investigación, aquí